miércoles, 2 de junio de 2010


Esperar que las cosas pasen es un autentico coñazo, mucho mejor es provocarlas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario